Rehabilitación

En nuestros centros te cuidamos.

Si tu lesión no mejorase por sí sola o habiendo probado otras terapias y no consiguiendo el resultado satisfactorio que buscas, nosotros haremos lo posible por ayudarte.

A través de estímulos mandamos la información adecuada a tu cerebro, indicándole que tiene que hacer, y así aceleramos el proceso curativo. Sea cual sea tu dificultad, estudiamos tu caso concreto y cómo podemos solucionarlo de la manera más eficaz.

Tanto si estas pensando hacerte una intervención quirúrgica, como si la estas evitando, trabajamos contigo fortaleciendo al máximo tu sistema músculo-esquelético, para conseguir que esté lo más potenciado   y adaptado. Así, si has tomado la opción de no intervenirte, buscamos que tu calidad de vida sea mejor y más adecuada.

Y si decidieras operarte, trabajamos contigo para que tu postoperatorio sea más indoloro, fácil y rápido posible.

Nuestro objetivo es que puedas volver a realizar tus actividades habituales como si todo esto no te hubiese ocurrido.